Festival de Videojuegos Ludopolis será transmitido de manera online en 56 países

La iniciativa organizada por el Área Diseño de IP Santo Tomás, cuenta con el financiamiento de Fomento Los Ríos a través del Programa de Apoyo al Entorno Innovador (PAEi)

El  Festival de Videojuegos Ludopolis invita a participar en su segunda versión, la cual será realizada durante los días 2 y 3 de octubre de 2020 en formato online. Este evento surge como una iniciativa de la carrera Diseño de Videojuegos de IP Santo Tomás Valdivia para fomentar desde la academia la formación de un polo económico en torno a las industrias creativas y el desarrollo tecnológico, con especial foco en educación y la transferencia tecnológica hacia otros sectores del ámbito productivo de la región de Los Ríos. Su formato considera la realización de charlas, talleres, rueda de negocios y un concurso de desarrollo de videojuegos.

En relación a esta iniciativa Laura Bertolotto, rectora de UST Valdivia señaló que “Santo Tomás ha decidido contribuir a este proyecto y lo hace con la formación de Capital Humano, por medio de sus carreras de Diseño de Videojuegos, Diseño Gráfico e Ingeniería en Informática. El fortalecimiento de espacios creativos, como es Ludopolis y Fedaxv, son acciones primordiales para esta industria en la que hemos encontrado además una serie de socios estratégicos como Fomento Los Ríos, Prochile, Municipalidad de Valdivia, Gobierno Regional, Ministerio de Cultura y por supuesto a los emprendedores que se han atrevido a innovar y son la base de este sector de la economía. Este año Ludópolis se realizará de una forma diferente pero no menos atractiva, ya que las nuevas tecnologías son las que permiten que podamos continuar con la actualización de conocimientos y también son el canal para que actividades internacionales como esta, se lleven a cabo. Destacando en este proceso, la  vinculación de actores en un ambiente de colaboración”.

La región de Los Ríos destaca por su potencial de crecimiento y desarrollo en materia de videojuegos, existiendo hoy en día un sustrato fértil gracias a la gran cantidad de profesionales ligados al ámbito de la programación, concept art, diseño y composición musical que apuestan por trabajar y vivir en este territorio. Atendiendo a dicha realidad y trabajando en forma conjunta con la formación de capital humano desde la universidad, Ludopolis está orientado a promover iniciativas de innovación y emprendimiento en el desarrollo de aplicaciones, videojuegos digitales, juegos análogos y Gamificación que permitan la creación de nuevas empresas apoyando el fomento a la economía en la región de los Ríos y el Sur de Chile. En este ámbito el apoyo de Fomento Los Ríos ha sido vital para que iniciativas como estas salgan adelante.

“Desde Fomento Los Ríos creemos que en la región existen todas las condiciones para el desarrollo de las industrias Creativas, es por ello que mediante espacios como Ludopolis fortalecemos  y fomentamos la creatividad y la industria del videojuego, un sector clave en el desarrollo de una economía creativa basada en el valor de las ideas. Este año nuevamente estamos apoyando este proyecto precisamente porque en materia económica apostamos por la diversificación productiva y la agregación de valor”, agregó Carlos Riquelme, director de Fomento Los Ríos.

El festival crece a pasos agigantados

En la primera versión del evento en 2018 se logró un fuerte vínculo con VG Chile que permitió conectar con los líderes de la industria nacional y generar valiosas redes de apoyo que se mantienen hasta hoy, de igual forma la presencia de la carrera Diseño de Videojuegos en Concepción instala el concepto de polo creativo en el sur de Chile que el área desea seguir fomentando, contemplando próximamente el lanzamiento de su sitio web www.gamedev.cl donde se dará a conocer el trabajo de estudiantes de ambas ciudades. Durante la pandemia el rol articulador de la organización ha sido clave para levantar una imagen de festival robusta, tanto a nivel nacional como internacional, pudiendo contar hoy en día en su parrilla programática con marcas multinacionales como Red Bull, la participación de gigantes de la industria mundial como Epic Games, Unreal Engine y Riot Games y organizaciones como el Banco Interamericano del Desarrollo, además de empresas de desarrollo nacionales como  Nemoris Games, Octeto Studios, Niebla Games, entre otras.

Dentro de los invitados internacionales también destaca la participación de Cris Velasco, compositor de la música de videojuegos como Overwatch, Assasin’s Creed, Starcraft II, God of War, Terminator, Warhammer, entre muchos otros.

Impacto local y global

En sus dos versiones, Ludopolis ha contado también con el apoyo de la Ilustre Municipalidad de Valdivia y de importantes empresas locales como Telsur y Saesa, lo cual da cuenta de un concepto de ciudad fortalecida, que trabaja de manera mancomunada, aún en tiempos de pandemia. En este sentido el sector público no se queda atrás, siendo Sernatur también un aliado en difusión y promoción del evento. De igual forma y como en su versión anterior, Ludopolis está siendo fuertemente apoyado por  Prochile, lo cual permitirá que este año el evento sea difundido a 56 países a través de sus oficinas comerciales en todo el mundo. 

Henry Azurmendi, director de Prochile Los Ríos, destacó la importancia de unir esfuerzos por la región y señaló que “Nada el al azar, el hecho de que esta versión de Ludopolis la estemos replicando a nuestras 56 oficinas comerciales en el mundo, responde a la importancia de este festival, como espacio de referencia de la industria de los videojuegos en Chile”.

El evento será transmitido vía Teams y el programa se encuentra disponible en las redes sociales de Ludopolis y en su sitio web www.ludopolis.cl 

Convierte tu teléfono en un planetario con una transmisión en 360°

¡El estreno mundial de Astronomía a Gran Escala llegará pronto a un teléfono inteligente o dispositivo internet cerca tuyo! Agenda una notificación en el siguiente video:

El 26 de septiembre a las 16:00 se lanzará el nuevo show para planetarios “Astronomía a Gran Escala: Personas, Lugares, Descubrimientos” con una experiencia de visualización inmersiva en 360°, disponible en el canal de YouTube de la Academia de Ciencias de California o en el canal de YouTube de Astronomía a Gran Escala. El canal de YouTube de Astronomía a Gran Escala repetirá el programa a las 18:00 (en español) y a las 21:00 y 23:00 (en inglés).

Crear un espectáculo para exhibir en planetarios es un desafío único que se complicó aún más por la pandemia de covid-19. “En estos tiempos sin precedentes, estamos invitando a audiencias de todo el mundo a disfrutar de la Astronomía a Gran Escala desde la comodidad de sus propios hogares”, dice Ryan Wyatt, director senior del Planetario Morrison y Visualización Científica. “Debido al covid-19, el Planetario Morrison de la Academia de Ciencias de California y muchas de nuestras instituciones hermanas está temporalmente cerradas. Así que decidimos llevar el Planetario Morrison a la gente de manera virtual, compartiendo el show como una experiencia inmersiva en 360° y permitiendo que cualquier persona con conexión a Internet pueda sumarse”.

Astronomía a Gran Escala lleva al público a conocer los observatorios que son financiados por la Fundación Nacional de Ciencias de EE. UU. (NSF) en Chile, y muestra la diversidad de personas y carreras que se necesitan para realizar ciencia de punta en la actualidad. Con el apoyo del programa “NSF-Advancing Informal STEM Learning”, Associated Universities Inc. (AUI), la Universidad Estatal de Michigan, la Academia de Ciencias de California, la Sociedad Astronómica del Pacífico, la Asociación de Universidades para la Investigación en Astronomía (AURA, por su sigla en inglés), el Museo Peoria Riverfront, el Planetario Ward Beecher en la Universidad Estatal de Youngstown (Ohio), el NOIRLab de la NSF (incluyendo el Observatorio Interamericano Cerro Tololo y el Observatorio Gemini), el proyecto de construcción del Observatorio Vera C. Rubin y el Gran Conjunto Milimétrico/submilimétrico de Atacama (ALMA, por su sigla en inglés) se asociaron para completar el proyecto de US$ 2 millones.

Astronomía a Gran Escala transporta a los espectadores a Chile, donde el cielo oscuro y el entorno seco y aislado crean las condiciones ideales para observar el universo. Para el año 2022, casi el 70% de la infraestructura de observación mundial terrestre estará ubicada en Chile, gracias a la inversión millonaria de EE. UU. y otros países que promueven colaboraciones astronómicas en el país. Astronomía a Gran Escala presenta al público una variedad de profesionales involucrados en los descubrimientos astronómicos. “Cuando la gente piensa en astronomía, generalmente se imagina a los astrónomos mirando a través de telescopios”, dice el presidente de AUI, Adam Cohen, “y desconoce el esfuerzo mancomunado que se requiere de los profesionales de la ciencia, tecnología, ingeniería y matemática para hacer posible la exploración del cosmos”. Hoy en día, los grandes observatorios emplean ingenieros eléctricos y mecánicos, técnicos, analistas de datos, maquinistas, operadores de equipos pesados, personal de mantenimiento, artistas, cocineros, etc. Cada uno de estos individuos juega un papel importante para concretar los descubrimientos astronómicos.

Además de dar a conocer cautivadores lugares y personas involucradas en la investigación astronómica, el programa muestra los frutos de la investigación en sí. “Estamos entusiasmados con la oportunidad que este proyecto representa para los educadores de ciencia, tecnología, ingeniería y matemática, tanto formales como informales”, explica Tim Spuck, director de educación y participación pública de AUI e investigador principal de Astronomía a Gran Escala. “La astronomía entusiasma a estudiantes de todas las edades. Podemos usar la atracción que ejerce la astronomía para ayudar a las personas a comprender que pueden ser parte de la ciencia y de descubrimientos asombrosos, sin necesidad de convertirse en astrónomos con un doctorado. Queremos que todas las personas que asistan al espectáculo del planetario puedan identificarse con las personas que ven”.

A partir del 30 de septiembre, los espectadores también podrán disfrutar de Astronomía a Gran Escala en el canal YouTube de la Academia o en el canal YouTube de Astronomía a Gran Escala todos los miércoles a las 15:30 hasta que el Planetario Morrison vuelva a abrir al público. El 8 de octubre a las 23:00 la Academia ofrecerá una inmersión más profunda en el show a través de su evento ¨NightSchool¨. ¡Acércate a conocer al talentoso equipo de producción responsable de dar vida a este maravilloso show de Astronomía a gran escala!

Astronomía a Gran Escala no termina con el espectáculo del planetario; el equipo también desarrolló una guía para educadores, una versión bilingüe inglés/español de la película para pantalla plana y un conjunto de recursos con actividades prácticas para involucrar aún más a estudiantes de todas las edades. Además, durante los próximos dos años, Astronomía a Gran Escala llevará a cabo una serie de eventos virtuales en vivo, presentando las múltiples carreras y personas que trabajan en las instalaciones. Todos estos elementos culminarán en un nuevo modelo basado en la investigación que ayudará a producir nuevos y más atractivos espectáculos para planetarios.

Visite el sitio web Astronomía a Gran Escala para obtener más información sobre el proyecto.

Se podrá ver aqui:

Detectado un posible marcador de vida en Venus

Un equipo internacional de astrónomos ha anunciado hoy el descubrimiento de una molécula poco común, la fosfina, en las nubes de Venus. En la Tierra, este gas sólo se fabrica de forma industrial o por microbios que prosperan en ambientes libres de oxígeno. Los astrónomos han especulado durante décadas con la posible existencia de microbios en las nubes altas de Venus, microbios que flotarían libres de la superficie abrasadora pero que necesitarían de una muy alta tolerancia a la acidez. La detección de fosfina podría apuntar a tal vida “aérea” extraterrestre.

“Cuando obtuvimos los primeros indicios de fosfina en el espectro de Venus, ¡fue un shock!”, afirma la responsable del equipo, Jane Greaves, de la Universidad de Cardiff (Reino Unido), quien vio por primera vez signos de fosfina en observaciones realizadas con el Telescopio James Clerk Maxwell (JCMT), operado por el Observatorio de Asia Oriental (East Asian Observatory), en Hawái. Confirmar su descubrimiento requería del uso de 45 de las antenas del conjunto ALMA (Atacama Large Millimeter/submillimeter Array), en Chile, un telescopio más sensible y del que ESO (Observatorio Europeo Austral) es socio. Ambas instalaciones observaron Venus a una longitud de onda de aproximadamente 1 milímetro, mucho más de lo que el ojo humano puede ver (solo los telescopios instalados a gran altitud pueden detectarlo de manera eficaz).

El equipo internacional, que incluye a investigadores de Reino Unido, Estados Unidos y Japón, estima que la fosfina existe en las nubes de Venus en una concentración muy pequeña, sólo una veintena de moléculas por cada mil millones. Tras sus observaciones, realizaron cálculos para ver si estas cantidades podían provenir de procesos naturales no biológicos en el planeta. Algunas ideas incluían luz solar, minerales lanzados hacia arriba desde la superficie, volcanes o relámpagos, pero ninguno de estos podría generar la cantidad suficiente. Se descubrió que estas fuentes no biológicas producían como máximo una diezmilésima parte de la cantidad de fosfina que veían los telescopios.

Según el equipo, para crear la cantidad observada de fosfina (que consiste en hidrógeno y fósforo) en Venus, los organismos terrestres sólo tendrían que trabajar, aproximadamente, al 10% de su productividad máxima. Se sabe que las bacterias de la tierra producen fosfina: toman fosfato de minerales o de material biológico, añaden hidrógeno y, en última instancia, expulsan la fosfina. Probablemente, cualquier organismo de Venus sería muy diferente a sus primos de la Tierra, pero también podrían ser la fuente de la fosfina detectada en la atmósfera.

Pese a que el descubrimiento de la fosfina en las nubes de Venus fue una sorpresa, los investigadores confían en su detección. “Para nuestro gran alivio, las condiciones eran buenas en ALMA para hacer observaciones de seguimiento, mientras que Venus estaba en un ángulo adecuado con respecto a la Tierra. Sin embargo, el procesamiento de los datos fue complicado, ya que ALMA no suele buscar efectos tan sutiles en objetos muy brillantes como Venus”, afirma Anita Richards, miembro del equipo del Centro Regional ALMA del Reino Unido y de la Universidad de Manchester. “Al final, descubrimos que ambos observatorios habían visto lo mismo: débil absorción en la longitud de onda correcta que se correspondía con gas fosfina, donde las moléculas son retroiluminadas por las nubes más cálidas que tienen debajo”, añade Greaves, quien dirigió el estudio publicado hoy en Nature Astronomy.

Otra miembro del equipo, Clara Sousa Silva, del Instituto Tecnológico de Massachusetts (EE.UU.), ha investigado la fosfina como un gas de “biofirma” de vida que no usa el oxígeno en planetas alrededor de otras estrellas, ya que la química normal no profundiza en este tema. Ella comenta: “¡Encontrar fosfina en Venus fue un regalo inesperado! El descubrimiento plantea muchas preguntas, por ejemplo, cómo podrían sobrevivir algunos organismos. En la Tierra, algunos microbios pueden hacer frente hasta a un 5% de ácido en su entorno, pero las nubes de Venus están hechas de ácido casi en su totalidad”.

El equipo cree que su descubrimiento es significativo porque pueden descartar muchas formas alternativas de hacer fosfina, pero reconocen que confirmar la presencia de “vida” necesita de mucho más trabajo. Aunque las nubes altas de Venus tienen agradables temperaturas de hasta 30 grados centígrados, son increíblemente ácidas (alrededor del 90% es ácido sulfúrico), lo que plantea problemas importantes para cualquier microbio que intente sobrevivir en ese entorno.

Leonardo Testi, astrónomo de ESO y Director de Operaciones Europeas de ALMA, que no participó en el nuevo estudio, declara que “La producción no biológica de fosfina en Venus está excluida por nuestra comprensión actual de la química de la fosfina en las atmósferas de los planetas rocosos. Confirmar la existencia de vida en la atmósfera de Venus sería un gran avance para la astrobiología; por lo tanto, es esencial dar continuidad a este emocionante resultado con estudios teóricos y observacionales con el fin de excluir la posibilidad de que la fosfina en planetas rocosos también pueda tener un origen químico diferente al de la Tierra”.

Más observaciones de Venus y de planetas rocosos fuera de nuestro Sistema Solar, incluso con el próximo Telescopio Extremadamente Grande de ESO, pueden ayudar a recopilar pistas sobre cómo puede originarse en ellos la fosfina y contribuir a la búsqueda de signos de vida más allá de la Tierra.

Crédito imagen: ESO/M. Kornmesser/L. Calçada & NASA/JPL/Caltech

Seminario virtual abordará la participación de las mujeres en la ciencia antártica

La instancia se efectuará el 21 de septiembre y contará con la participación de la subsecretaria de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación, Dra. Carolina Torrealba, la primera decana de la Facultad de Ciencias de la Universidad Austral de Chile, Dra. Leyla Cárdenas y la encargada de género del INACH, Geraldine Asencio.

El Instituto Antártico Chileno (INACH) invita a la comunidad a participar en el seminario virtual “Mujeres en la ciencia antártica”, que se realizará el lunes 21 de septiembre desde las 11:00 a las 13:00 horas. Una enriquecedora instancia de visibilización del rol fundamental que cumplen las mujeres en esta área tan importante para el desarrollo nacional y que se encuentra enmarcado en la agenda de género del instituto polar.

En este encuentro se darán a conocer las estadísticas de género del Programa Nacional de Ciencia Antártica (PROCIEN) y de la Feria Antártica Escolar, y se presentará el nuevo número de la revista en inglés ILAIA, una edición especial dedicada a las ciencias sociales y humanidades, que incluye artículos sobre ecofeminismo, entre otras temáticas relevantes.

El evento digital, que se transmitirá en vivo y en directo a través de las redes sociales Facebook y YouTube del INACH, contará con la presencia y participación de destacadas investigadoras antárticas, autoridades nacionales como la subsecretaria de Ciencia, Tecnología, Conocimiento e Innovación, Dra. Carolina Torrealba y con el importante testimonio de educadoras y estudiantes que han participado durante los últimos años en la Feria Antártica Escolar (FAE), además de jóvenes científicas, pioneras de la investigación antártica, entre otras valiosas representantes y exponentes que aportan a la ciencia polar chilena. 

La moderación del diálogo en línea estará a cargo de las investigadoras que integran el Comité Nacional de Investigación Antártica (CNIA), grupo de expertas y expertos asesores en materias de ciencia polar nombrado por el Ministro de Relaciones Exteriores.

La Dra. Leyla Cárdenas, investigadora antártica del Centro IDEAL y la primera decana de la Facultad de Ciencias de la Universidad Austral de Chile, será una de las expositoras en este encuentro. Primero que todo agradeció haber sido considerada para participar y al respecto señaló: “creo que es una excelente oportunidad para relevar el trabajo que hacemos las mujeres en diferentes ámbitos. En particular, en la Antártica he encontrado a mujeres desarrollando distintas actividades”. 

Ella relata que desde la primera vez que viajó a Antártica en el año 2010, se ha visto un incremento considerable de la participación de mujeres en el continente. “En particular, he observado que ha aumentado el aporte de estudiantes de pregrado y posgrado, lo que a su vez ha permitido que hoy en día participen más mujeres en cada Expedición Científica Antártica. Esto también se debe a la decisión de INACH de realizar proyectos anuales para estudiantes y la determinación del Estado de poner la ciencia antártica como área prioritaria”, sostuvo.  

Para el director del INACH, Dr. Marcelo Leppe Cartes, este evento es de especial relevancia y pertinencia para los tiempos actuales y viene a poner sobre la mesa una tendencia en evidente aumento. Describe que en niveles de educación parvularia y en primer ciclo básico se ve una amplia participación e interés de docentes y técnicos en las diferentes instancias que organiza INACH en conjunto con otras instituciones como JUNJI. 

En lo que respecta a la Feria Antártica Escolar y niveles superiores, Leppe afirma que “en la FAE vemos un porcentaje mayor de mujeres por sobre hombres, y también un número importante de profesoras que apoyan estos proyectos, después disminuye esa participación y llegan a estadísticas que también nos ponen orgullosos: casi un 50% de investigadoras son líderes proyectos del Programa Nacional de Ciencia Antártica, pero creemos que ese reflejo sigue siendo injusto, porque si observamos todas las etapas previas la participación femenina es mucho mayor”.  

Su mensaje es claro: “Sabemos que la Antártica es un continente restrictivo para el ser humano, que impone un millón de barreras, pero ninguna de ellas hasta ahora ha demostrado, en un análisis científico, ser una barrera para que las mujeres puedan trabajar en ese continente como en cualquier otro espacio del mundo”, manifiesta Leppe. 

El INACH es un organismo técnico del Ministerio de Relaciones Exteriores que posee plena autonomía en todo lo relacionado con asuntos antárticos de carácter científico, tecnológico y de difusión, siendo el único organismo nacional al cual le corresponde resolver sobre estas materias. Le corresponde, asimismo, planificar, coordinar, orientar y controlar las actividades científicas y tecnológicas que los organismos del Estado, o particulares debidamente autorizados por el Ministerio de Relaciones Exteriores, realicen en el continente antártico.

La belleza de nuestras galaxias vecinas (y las claves de su formación)

Nuevo capítulo de los Webinars de Oro del Instituto de Astrofísica UC, a cargo de cargo del académico de la Universidad de Nottingham, Michael Merrifield, nos invita a conocer el otro barrio en el que vivimos, aquel donde los vecinos son millones de estrellas, sistemas planetarios y agujeros negros.

Es uno de los protagonistas de “Sixty Simbols”, el exitoso programa de divulgación científica seguido por más de 400 mil personas a través de internet para aprender sobre física y astronomía. ¿Sabías que –por ejemplo- cada planeta del sistema Solar tiene un símbolo? Michael Merrifield también tiene una compañía que diseña y vende esculturas, inspiradas en objetos astronómicos, pero se prepara para sorprendernos con otra de sus grandes pasiones: el estudio de las galaxias cercanas a la Vía Láctea.

Este será el tema central de la charla “Observaciones de las galaxias cercanas”: claves hermosas de su formación”, que el reconocido astrónomo de la Universidad de Nottingham, Reino Unido, dará el próximo viernes 11 de septiembre a las 10:00 am para el público chileno. Se trata de un nuevo capítulo de los “Webinars de Oro en Astrofísica”, el exitoso ciclo de conferencias gratuitas y públicas vía Zoom Webinar organizadas por el Instituto de Astrofísica de la Pontificia Universidad Católica de Chile, con el apoyo del Centro de Astrofísica y Tecnologías Afines CATA y la Vicerrectoría de Investigación de la PUC.

La iniciativa –que comenzó en junio- reúne a investigadores de renombre internacional, algunos de los cuales han llegado a ser galardonados con el Premio Nobel de Física. Más de 30 mil de espectadores han accedido desde entonces a conocimiento de frontera en astrofísica de boca de sus protagonistas gracias a estas charlas, que concitan interés tanto en nuestro país como en el extranjero y permiten a los asistentes plantear directamente sus preguntas en el foro.

El impacto ha trascendido nuestras fronteras, al punto que la prestigiosa Revista Nature destacó el ciclo como un evento inédito para la divulgación de la astronomía. Todas están disponibles con traducción al español en el canal de YouTube del Instituto de Astrofísica UC y se transmiten de forma simultánea por este mismo canal. Más información sobre las charlas, horarios y registro en el siguiente enlace.

Crédito imagen: Nasa/ESA/Legus TEAM

Comunidades bacterianas de esponja antártica se verían afectadas por efectos del cambio climático

Los autores del texto son los investigadores del Instituto Antártico Chileno Rodolfo Rondón, Marcelo González, Alejandro Font, Magdalena Osorio y César Cárdenas.

La esponja antártica Isodictya kerguelenensis habita comúnmente en zonas someras de 10 a 20 metros de profundidad. Se han publicado estudios previos sobre su respuesta al estrés térmico en laboratorio y otro que se realizó en terreno respecto de cómo varía en el tiempo el microbioma (comunidades bacterianas simbiontes) de esta especie, lo que ha permitido a los científicos entender cómo enfrenta la variabilidad ambiental en bahía South (isla Doumer, península Antártica) y entrega una nueva perspectiva de cómo esta especie y otros organismos responderán a los cambios futuros.  

El estudio más reciente se denomina “Efectos de los factores de estrés de cambio climático en las comunidades procariotas de la esponja antártica Isodictya kerguelenensis” y fue elaborado por investigadores del Departamento Científico del Instituto Antártico Chileno (INACH) durante la Expedición Científica Antártica (ECA 54) del año 2018 en los laboratorios de base Yelcho y revela a través de un trabajo experimental de laboratorio cómo los simbiontes (bacterias y Archaea) asociados a esta esponja responden al ser afectados por dos factores: el aumento de la temperatura del agua del mar y las lesiones por impactos de los glaciares que se desprenden durante el verano.

De acuerdo con el Dr. Rodolfo Rondón, uno de los autores, la idea de estudiar las lesiones surgió a partir de las observaciones de terreno obtenidas por el biólogo marino del INACH, Dr. César Cárdenas, en un estudio previo publicado en la revista Frontiers in Microbiology. “En ese estudio, al marcar esponjas para muestrearlas en tres veranos sucesivos observaron que muchas de estas presentaban daños y lesiones en los tejidos, ocasionadas por el barrido de trozos de glaciares que se producen por el deshielo. Nos interesó evaluar si estas lesiones provocan cambios en la composición de procariontes asociados a una de estas especies, Isodictya kerguelenensis”, comentó Rondón.

Es, además, uno de los primeros estudios que investiga el efecto de múltiples estresores en estos invertebrados marinos en Antártica. La mayoría de las investigaciones, debido a las limitaciones asociadas a trabajar en zonas tan alejadas como Antártica, se enfoca en medir solo el efecto de la temperatura o la acidificación. En este caso particular, los científicos testearon otro estresor y uno de los factores físicos más importantes: el efecto del impacto de icebergs en la fauna bentónica.

La socavación del hielo modela las comunidades someras antárticas. De hecho, la literatura científica señala que en promedio un 30 % del fondo marino es afectado por icebergs en el período de un año. Esto ocurre porque “va removiendo todo a su paso y crea un mosaico de organismos, ya que limpia el fondo y luego otros llegan a colonizar, por lo tanto, son comunidades sometidas a un alto grado de estrés físico y hoy se sabe que en algunas zonas las comunidades de organismos son relativamente jóvenes porque los icebergs impactan el fondo marino de manera significativa”, explica Cárdenas, otro de los encargados del estudio.

Según Rondón, se puede afirmar que la composición del microbioma procarionte se encuentra afectada por las lesiones. “Esto lo detectamos con análisis multivariables. Además, se observó un claro cambio en dicha composición a nivel taxonómico de órdenes entre los individuos con y sin lesiones. De manera interesante, hay un grupo de Unidades Taxonómicas Operacionales (OTU) que aumentan su presencia en individuos con lesiones, siendo algunas de ellas pertenecientes a familias previamente reportadas en enfermedades de esponjas y corales”, precisó.  

Proyecciones de esta investigación

Los resultados ayudan a entender la importancia que puede tener este impacto físico, modelando las comunidades microbianas asociadas a estas especies. A su vez, el estudiar cómo este efecto interactúa con la temperatura ayuda a entender las potenciales consecuencias que podrían suceder en el escenario de cambio climático. “Un aumento mayor en la temperatura del océano, someterá a un mayor estrés directo a los organismos y también indirectamente a través de un aumento del impacto de icebergs”, afirma Cárdenas.

Resta conocer qué sucederá a futuro con las esponjas si se exponen a un calentamiento más prolongado o qué ocurrirá después de un tiempo a temperaturas más normales. Solo en parte se encuentra respuesta en otro estudio anterior, donde analizaron individuos de esta misma especie y de otras. “No hallamos diferencias en el microbioma en los individuos que fueron muestreados en tres veranos consecutivos, incluso cuando en uno de ellos se registraron temperaturas de 3 ºC. Esto podría indicar un grado de resiliencia, en donde el microbioma es capaz de volver a su equilibrio en un período de tiempo más prolongado, luego de haber sido sometido a estrés”, expresa Cárdenas y agrega que serían capaces de resistir al estrés, sin embargo, esto debe ser validado a través de experimentos más prolongados en laboratorio.

Para Rondón, son tres las interrogantes que quedan abiertas a partir de esta investigación.  “La primera es, cuáles son los roles funcionales desde el punto metabólico de los microorganismos procariontes en individuos sin y con lesiones. La segunda, si existe o no una ruptura del balance fisiológico del consorcio esponja y microorganismos (el holobionte), producido por el estrés de las lesiones. Y, finalmente, saber cuáles son los efectos de los daños y lesiones producidas por la caída de los trozos de glaciares, a nivel del ecosistema bentónico donde viven estas esponjas”, expuso.   

Sin lugar a dudas, este estudio, que es parte del Programa de Áreas Marinas Protegidas del INACH, es un aporte al conocimiento de las respuestas de las esponjas antárticas y cómo enfrentan la variación ambiental. “Los estudios indican que al parecer no todas las esponjas serían perdedoras en este escenario de cambio climático y eso mismo puede ser extrapolado a otros organismos antárticos; es crucial desarrollar enfoques integradores para predecir cómo los organismos, las comunidades y los ecosistemas enfrentarán combinaciones de factores estresantes. Queda mucho por entender sobre las respuestas de los organismos antárticos a los diversos impactos que genera el calentamiento global”, concluye el Dr. Cárdenas.

Effects of climate change stressors on the prokaryotic communities of the antarctic sponge Isodictya kerguelenensis fue publicado recientemente por la revista especializada Frontiers in Ecology and Evolution. Sus autores son los investigadores del INACH Rodolfo Rondón, Marcelo González, Alejandro Font, Magdalena Osorio y César Cárdenas.

El INACH es un organismo técnico dependiente del Ministerio de Relaciones Exteriores con plena autonomía en todo lo relacionado con asuntos antárticos y tiene entre sus misiones el incentivar el desarrollo de la investigación científica, tecnológica y de innovación en la Antártica, el fortalecimiento de Magallanes como puerta de entrada al Continente Blanco y promover el conocimiento de las materias antárticas a la ciudadanía.

Ciencias Patrias: MIM demuestra la ciencia detrás de los juegos tradicionales

El trompo, el volantín, el tiro con argollas o la rayuela serán sometidos a análisis científico, pero con el sello lúdico y sorprendente del museo.

Durante septiembre el Museo Interactivo Mirador, a través de su iniciativa en redes sociales “MIM en Casa”, tendrá una programación especial para descubrir y explicar los fenómenos científicos tras los juegos tradicionales chilenos.

En esta nueva sección, denominada Ciencias Patrias, se emitirán una serie de videos donde los facilitadores del museo explicarán la ciencia detrás del trompo, el volantín, el tiro con argollas o la rayuela, para comprender su relación con conceptos como el de la conservación de momentum, la aerodinámica, las probabilidades o el lanzamiento parabólico.

Algunas de estas cápsulas del MIM, que es parte de la Red de Fundaciones de la Presidencia, contarán con el testimonio de expertos que han dedicado su vida a crear estos juegos típicos, para así dar a conocer también el importante trabajo que ellos desarrollan para mantener vivas las tradiciones del país.

Además de este especial de Fiestas Patrias, “MIM en Casa” mantendrá su programación regular con las secciones que lo han caracterizado, como “Un Día”, en que se comentan y sugieren experimentos asociados a efemérides de ciencia o tecnología; “Todo Tiene su Ciencia”, que busca explicar desde el punto de vista de la ciencia situaciones de la vida cotidiana; o “Pregúntale”, a través de la cual los profesionales del museo responden las consultas científicas que realizan los seguidores en redes sociales.

A 12 años del lanzamiento del Colisionador de Hadrones

El jueves 10 de septiembre se cumplen 12 años de la puesta en marcha del Gran Colisionador de Hadrones (LHC) en Suiza, cuando se disparó por primera vez un haz de protones a través de su anillo de 27 km. Con motivo de esta fecha, se realizará un vivo por el Instagram del museo con la científica chilena Francisca Garay, doctora en Física Experimental de Partículas de la Universidad de Edimburgo y quien está a cargo del laboratorio que ensambla piezas para el experimento ATLAS, un detector multipropósito.

En la actividad, que conducirá la física del MIM Pamela Núñez, se abarcarán los mitos alrededor de esta máquina, la más grande construida por el ser humano en el mundo, que inspiró diversas teorías y especulaciones, como que generaría un agujero negro que destruiría el mundo, entre otras.

 

90 especies de algas de Chile fueron plasmadas en nueva guía fotográfica

El material, realizado por el biólogo marino Dr. Erasmo Macaya Horta, es el resultado de más de diez años de trabajo y busca ayudar a quienes desean conocer, apreciar y valorar algunas de las especies del litoral del país.

Las algas cumplen un rol ecológico crucial en los ecosistemas marinos: capturan el dióxido de carbono y liberan oxígeno. Se consideran la base de las tramas tróficas, muchas de ellas proveen refugio, alimento y hábitat para miles de especies marinas. Algunos de sus componentes son utilizados para la realización de productos de uso cotidiano (cremas, sopas y pasta de dientes, entre otros). 

Las costas de Chile continental y las islas oceánicas presentan condiciones ambientales que permiten el desarrollo de una variada diversidad de especies de macroalgas.  A raíz de ello, el biólogo marino, académico de la Universidad de Concepción (UdeC) e investigador del Centro de Investigación Dinámica de Ecosistemas Marinos de Altas Latitudes (IDEAL) de la Universidad Austral de Chile (UACh), Dr. Erasmo Macaya Horta, elaboró un catálogo que busca ayudar a quienes desean conocer, apreciar y valorar algunas de las macroalgas de la zona costera.

Se trata de la “Guía fotográfica de las algas marinas de Chile”, material que reúne imágenes y clasificación taxonómica de 90 especies comunes de la costa del país, el Archipiélago Juan Fernández (principalmente Isla Robinson Crusoe) y Rapa Nui. 

Tras llegar a Chile después de terminar su doctorado, el investigador comenzó a viajar por diversas regiones. Poco a poco, a lo largo de diez años, recolectó información y decenas de fotografías que finalmente dieron vida al trabajo.

“La costa de Chile es muy heterogénea, incluye diversos ambientes con características especiales: fiordos en la zona sur, islas oceánicas de aguas cálidas como, por ejemplo, Rapa Nui, lugares de alto endemismo como Juan Fernández y áreas de surgencia con aguas ricas en nutrientes, entre otros. Todo esto contribuye a tener una gran y particular biodiversidad marina”, asegura el Dr. Macaya.

En los más de 4.000 kilómetros de la costa de Chile continental, existen aproximadamente 400 algas descritas. Sin embargo, el también director del laboratorio Algalab, asegura que “hay que ser cauteloso porque este número incluso podría ser mayor”.

“Por otro lado, especialmente en el extremo sur, hay especies de algas que fueron reportadas y descritas a partir de un solo registro de colecta a fines del siglo XIX o principios del siglo XX y posteriormente no han sido colectadas. Por lo que se requiere verificar, explorar aún más la zona y continuar con esfuerzos que permitan estudios taxonómicos. Es importante conocer con exactitud las diferentes especies que habitan nuestro territorio, pues hay muchas por descubrir y describir”, explica el investigador.

La guía fotográfica puede ser descargada de forma gratuita desde aquí.